30/9/13

Cojín flor


La verdad es que este DIY ha sido todo éxito, si os sale bien parecerá que lo habéis comprado en algún sitio (¡hoy nos ha preguntado dónde lo habíamos comprado!). Es un cojín muy gracioso y original para regalar que realmente se hace en un rato. La inspiración nos ha llegado vía Les Secrets des Coquettes.

  

1. Corta el trozo de tela en dos partes, de manera que tengas un trozo de 1'26cm y otro de 44cm. Plancha la tela. Ahora durante un rato nos centraremos en el trozo más grande, el otro lo puedes guardar. Divide este trozo en tres partes iguales, para ello haz 3 marcas a 42 cm cada una. Córtalas.
2. Una vez tengas trez trozos dobla cada uno por la mitad y sujeta la parte del doblez con alfileres para que sea más fácil cortarlo. De esta manera coseguiremos 6 rectángulos del mismo tamaño. 

3. Ahora es el momento de hacer los pétalos de la flor. Para ello, coloca los 6 trozos de tela juntos y sujétalos con alfileres. Los pétalos los dibujaremos en el lado más ancho de la tela. Haz marcas cada 3cm aproximádamente por todo el contorno de ambos lados.

 

4. Une las marcas que acabas de hacer con un semicírculo. Puedes ayudarte de una trasnportador o algo parecido si quieres, nosotras lo hicimos a ojo. Una vez lo hayas hecho por ambos lados, recórtalo. Es importante que tengas unas buenas tijeras de costura, te facilitarán mucho el proceso. Cunado hayas terminado te quedará algo así:


 

5.Quita los alfileres y lava el primer rectángulo para quitar las marcas que hayan podido quedar. Dobla los 6 rectángulos a modo de acordeón. Cuando hayas terminado, sujeta el centro con un par de pinzas para la ropa. Corta un trozo de tela, calcula el centro del acordeón y átalo. No lo aprietes mucho, lo suficiente para que no se vaya a deshacer y corta la tela sobrante. 

 

6. Abre los pétalos uno a uno y deja el último plano. Ya tienes la flor de tu cojín. 


7. Ahora es el turno de la base del cojín. Coge el trozo de tela de 44cm que cortaste al principio y dóblalo por la mitad. Para que sea más fácil y te salga un círculo perfecto haz 3 marcas en la tela: una a 0, otra a 19 y otra a 38cm. Haz lo mismo en el otro sentido, para calcular el centro del cículo. A continuación, traza varias marcas a 19 cm del centro. Unélas y ya tendrás tu círculo hecho. Sujeta con alfileres y córtalo dejando unos cm para la costura. 


8. Cóselo a máquina dejando una abertura de unos 5cm aproximádamente para poder rellenarlo. Una vez lo hayas cosido, haz pequeños cortes en la tela que sobra sin cortar la costura de manera que cuando le demos la vuelta se quede perfectamente redondo.

9. Dale la vuelta y rellénalo. Cuando hayas puesto todo el relleno, cierra la abertura con alfileres y pásala por la máquina. Ahora solo te hace falta poner la flor encima y unir en varios puntos el último pétalo con la base del cojín para que no se caiga. Et voilà! ¡Cojín terminado!